MICRO CIRUGÍA DE LA PAPADA y CUELLO 

Actuamos introduciendo una fina fibra óptica láser bajo la piel que por calor produce un efecto de licuado de las células grasas de la papada. Tras succionar la grasa (micro liposucción), se emite el láser con una longitud de onda diferente,  retrayendo la piel y disminuyendo consecuentemente la flacidez de la zona (papada y cuello).



En definitiva se trata de una técnica poco agresiva que consigue un lifting duradero en la zona tratada y sin pasar por un quirófano hospitalario. Así mismo, la recuperación es rápida (alrededor de dos a tres semanas), no dejando cicatrices mas allá de los escasos puntos de entrada (de uno a tres).




Correo
Llamada
Asignación
Acerca de
Instagram